La noticia destacada

La alianza internacional de conservadores

Los líderes de los movimientos evangélicos más influyentes de América Latina han organizado una red de colaboración para unificar los criterios de la nueva cruzada del siglo XXI: imponer una visión cristiana que haga retroceder los avances en salud sexual y el reconocimiento de nuevos derechos para la población LGTB. Sus vínculos llegan hasta los más altos cargos políticos del continente.